Un levantamiento de planos de un inmueble, consiste en la representación esquemática y a una escala determinada de una construcción y/ o parcela.

Cualquier levantamiento, como la mayoría de trabajos relacionados con la Arquitectura y construcción, consta de dos fases diferenciadas:

TRABAJO DE CAMPO

En este caso consiste en una toma de datos concienzuda de la realidad edificatoria, para ello el técnico se apoyara en un croquis del inmueble, además de

fotografías, esquemas y anotaciones que estime oportunas para poder recrear toda esa información de forma gráfica.

TRABAJO DE GABINETE

Una vez obtenidos todos los datos, será necesario representar la realidad en un plano, y este además deberá estar a una escala determinada y utilizar una simbología comprensible por cualquier persona.

Para ello, el Técnico se apoyara en programas CAD de dibujo asistido por ordenador, por lo que el técnico debe estar formado en este ámbito y conocer las herramientas necesarias para realizar de forma competente.

Un plano es un documento técnico, deberá realizarse por un experto en la materia e ilustrara de forma clara y concisa la distribución, estructura y dimensiones del inmueble objeto del trabajo.

Disponer de un plano, correctamente dibujado y acotado es imprescindible si quiere enfrentarse a una reforma un inmueble. Es el punto de partida para la realización de cualquier Proyecto de Arquitectura, independiente del tamaño de la obra a ejecutar.

Si está pensando en acometer cualquier tipo de Proyecto, tanto de obra nueva como de rehabilitación, nuestro equipo estaría encantado de poder ayudarte con todo el proceso.